15 destinos de interior para un verano diferente

La suerte de tener enclaves extraordinarios a los que ir con niños

Mata de Haya, Valle del Roncal

Destinos de interior – Mata de Haya

Aunque todavía no sabemos cuándo podremos volver a viajar, lo más seguro es que si la pandemia mundial lo permite, será un turismo nacional. El verano será diferente. Los grandes desplazamientos, serán relegados por distancias cortas, vueltas a los orígenes, a los pueblos de los abuelos… En definitiva, tendremos que reinventarnos y centrarnos en descubrir y dejarnos seducir por destinos y parajes naturales que hasta ahora habíamos dejado un poco de lado, o simplemente, los habíamos pospuesto en beneficio de vacaciones en emplazamientos lejanos.

Os dejamos una selección de algunos destinos de interior que os pueden servir de inspiración para cuando todo esto acabe.

Aquí puedes encontrar los mejores alojamientos rurales para viajar en familia.

1. Parque Natural Lago de Sanabria y Sierras Secundera y de Porto – Zamora

Ribadelago Viejo, Sanabria

Ribadelago Viejo

Con este sugerente nombre, nos recibe un paraje natural de cascadas, lagos, cañones y valles frondosos llenos de vida. 22.635 hectáreas de naturaleza en estado puro, que tienen como centro neurálgico la localidad de Puebla de Sanabria. Declarada uno de los Pueblos más Bonitos de España, cuenta con un Casco Histórico Artístico con muchas sorpresas.

Para conocer mejor el Parque Natural, podemos empezar por subir al Crucero Ambiental Lago de Sanabria y descubrir algunos de los rincones más bonitos de la zona. Será la antesala a calzarnos las botas, y recorrer los senderos y caminos balizados que tiene el parque. Será maravilloso poder disfrutar de la Cascada de Sotillo, las Lagunas de los Peces y de las Yeguas o del Cañón del Tera cuando el confinamiento finalice.

2. Parque Regional “Sierra de Gredos” – Ávila

Ruta Laguna Grande de Gredos, Ávila

Laguna Grande de Gredos

El circo glaciar de Gredos es uno de los enclaves naturales más impresionantes que podemos visitar. Es una sucesión de lagunas, cuchillares, agujas y gargantas modeladas por la acción glaciar. El terreno escarpado y abrupto de Gredos no es apto para todos los públicos, pero no es necesario realizar grandes ascensiones o travesías para apreciar la belleza del entorno. La ruta más turística es la que se dirige a la Laguna Grande de Gredos, pero hay enclaves como el Pinar de Navarredonda de Gredos, la Garganta de Valdeascas o la Laguna del Duque que nos harán disfrutar de la naturaleza cómo niños.

3. Las Hurdes – Cáceres

Terrazas de El Gasco

Terrazas y bancales de El Gasco

La Comarca de Las Hurdes representa uno de los enclaves mejor conservados del territorio español. En esta zona del norte de Extremadura la arquitectura tradicional de pizarra y mampostería, los cultivos de olivos y vides labrados en terrazas colgadas hacia meandros de especial belleza, y los pintorescos pueblos y alquerías jalonan una sierra que se conserva cómo si no hubiera pasado el tiempo.

4. Sierra Nevada – Granada

Cahorros de Monachil, Granada

Puente colgante Cahorros altos

Cuando hablamos de Sierra Nevada siempre nos vienen a la cabeza imágenes idílicas invernales. Pero la preciosa ciudad de medieval de Granada, atesora otros rincones naturales de especial belleza. Hablamos de los Cahorros de Monachil. Un impresionante desfiladero lleno de aventuras: puentes colgantes, cuevas y oquedades, cascadas y, sobre todo, paredes verticales y abruptas. Toda una experiencia para vivirla en familia y así olvidar el Covid-19.

5. Parque Natural de Somiedo – Principado de Asturias

Braña de Mumián, Llamardal , Somiedo, Asturias

Braña de Mumián

Uno de los destinos estrella para los amantes de los espacios abiertos, es sin dudas, el Parque Natural de Somiedo. Cuatro grandes valles forman el Parque, siendo las zonas de los Lagos de Saliencia y de Valle del Lago los más visitados. Pero el territorio es muy amplio y todas las rutas y senderos son preciosas. Algunos recorridos que os podemos recomendar son: la Braña de Sousas, Braña de Mumián o la ruta de Las Brañas de Arbeyales

6. Parque Nacional Picos de Europa –Asturias, Cantabria y Castilla y León

Picos de Europa, Lagunas de Lloroza ,Fuente Dé

Lagunas de Lloroza

Otro de los destinos sobresalientes es el Parque Nacional de los Picos de Europa. No se nos ocurre un lugar mejor para disfrutar del aire libre. Son múltiples las opciones que ofrece este vasto territorio. Algunas tan conocidas como los Lagos de Covadonga, Bulnes o Fuente Dé. Pero el territorio irregular de la Cordillera Cantábrica abre un amplio abanico de rutas y senderos por macizos montañosos y profundos valles y gargantas. Será todo un placer pasear por el Canal de Arredondas, asomarnos al Collado de Horcados Rojos, ascender al Coriscao o recorrer los Puertos de Áliva entre otros.

7. Valle de Tena – Huesca

Cascada de Orós Bajo, Valle de Tena, Huesca

Cascada de Orós

El Valle de Tena, ubicado en la Alto Gállego, ofrece numerosas actividades en la naturaleza. Senderismo para conocer cascadas o ibones. Viajes en trenes turísticos para acceder a la montaña más auténtica sin esfuerzo. Centros de spa y relajación, como el de Panticosa. Y deporte naúticos, son algunos de sus múltiples alicientes.

8. Sierra de Albarracín – Teruel

Cañón de los Arcos

Cañón de los Arcos

La Sierra de Albarracín esconde numerosos tesoros. Los pueblos conservan un encanto especial y los parajes naturales ofrecen rincones de una belleza excepcional. Albarracín es considerado uno de los Pueblos más Bonitos de España. Recorrer sus calles empedradas, es recorrer una parte de la Historia en primera persona. Cerca de esta localidad hay una ruta de senderismo preciosa que recorre el Barranco de la Hoz y el Cañón de los Arcos. Un recorrido sencillo que no os defraudará.

Y si el Coronavirus lo permite, en Teruel tenéis Dinópolis. Un parque temático de ocio y entretenimiento que os trasladará a la era del Jurásico.

9. Valle del Jerte – Extremadura

Valle del Jerte, Cáceres

Cascada del Calderón

El Valle del Jerte es conocido como el “Valle del agua”. Por este motivo es el destino ideal para unos días de descanso en periodo estival. Son numerosas las cascadas, saltos de agua, piscinas naturales y pilones en los que nos podemos refrescar los días más calurosos del año.

10. Valle del Roncal – Navarra

Valle de los Secretos, Isaba, Navarra

Cascada de Belabarce

El Pirineo navarro es otro de los destinos que podemos seleccionar para un verano divertido y lleno de experiencias. Las rutas de senderismo balizadas son numerosas y todas ofrecen sorpresas y rincones naturales interesantes. Una de nuestras preferidas es la Mata de Haya. Este rincón de Belagua es un remanso de paz y un lugar fascinante por el que se puede pasear sin aglomeraciones. Al igual que ocurre con el Valle de los Secretos, el Bosque de Zemeto o el Santuario de la Virgen de Idoia.

11. Parque Natural de Urkiola – País Vasco

Monte Saibi, Parque Natural de Urkiola, País Vasco

Mesa orientación Saibi

Urkiola es perfecto para pasar un día en contacto con la naturaleza. Sólo hay que elegir el sendero que deseemos realizar. Nosotros os recomendamos la Subida al Saibi con un merecido descanso en las inmediaciones del Santuario de Urkiola, al finalizar la ruta. Pero hay muchos más, animaros a conocerlos.

12. Valles Pasiegos – Cantabria

Riberas del Yera y Aján, Vega de Pas, Cantabria

Ruta las Riberas del Yera y Aján

Los valles cántabros siempre están teñidos de colores verdes y esmeralda. Es un placer recorrer las cuencas de los Valles Pasiegos junto a los ríos Pas, Pisueña y Miera porque siempre hay un mirador, un pueblo, una senda, un camino que nos invita a pararnos y disfrutar del paisaje, de las gentes… del ambiente pasiego. Una buena forma de recorrer estas cuencas es en bicicleta o a pie. La Vía Verde del Pas o la Senda del Yera y del Aján son algunas de nuestras sugerencias. Sin olvidar, las relajantes aguas de los balnearios de Puente Viesgo y Liérganes.

13. Sierra de Guadarrama – Comunidad de Madrid y Castilla y León

Parque Nacional de la Sierra de Guadarrama, Laguna de los Pájaros, Madrid, Segovia

Laguna de los Pájaros

El sistema Central es otra de las extensiones montañosas donde podemos pasar un agradable día. Las rutas son numerosas y no es necesario ascender a las cotas más elevadas para disfrutar de paisajes y entornos naturales maravillosos. Una de las sendas más transitadas es la que se dirige a la Laguna Grande de Peñalara. Sólo ir hasta el Puerto de Cotos y dar un paseo por los alrededores, habrá merecido la pena. Los más atrevidos pueden aventurarse hasta las lagunas glaciares de Las Lagunillas, Los Claveles y Los Pájaros.

14. Parque Natural del Monasterio de Piedra y las Hoces del Mesa – Zaragoza

Desfiladeros del río Mesa, Jaraba, Zaragoza

Monasterio de Nuestra Señora de Jaraba (Inicio de la ruta)

Jaraba es famosa por sus aguas termales y los spas, pero guarda un tesoro poco conocido: Las Hoces del Mesa. Un paraje de paredes verticales, cañones y desfiladeros en los que anidan importantes colonias de aves. No lejos de esta localidad se encuentra el Monasterio de Piedra. Este Parque Natural es más conocido y frecuentado, pero su belleza merece la pena una visita. Prepararos para deleitaros con un oasis de cascadas, lagos y canales de agua.

15. Comarca de Pinares – Soria y Burgos

Fuentona de Muriel

La Fuentona de Muriel

La Comarca de Pinares es una extensión natural interprovincial situada entre los sistemas montañosos de la Sierra de la Cebollera, los Picos de Urbión y la Sierra de Cabrejas. Un extenso territorio en el que es sencillo encontrar parajes naturales sorprendentes como La Fuentona de Muriel, los Abuelos del Bosque o Cueva Serena y Castroviejo.

Sígueme

Deja un comentario


Looking for Something?