VÍA VERDE DEL PAS CON NIÑOS, un placer para los sentidos

Vía Verde del Pas, Cantabria

Vía Verde del Pas

La ruta cicloturística de la Vía Verde del Pas es ideal para realizarla en familia. Discurre por un camino asfaltado, sin apenas dificultad, entre Puente Viesgo y Ontaneda. 24 kms por el precioso Valle del Pas.

Vía_verde_Pas_(Mi_familia_viajera)

Aunque el norte de España es uno de nuestros destinos favoritos, nunca nos habíamos acercado al Valle del Pas, en Cantabria. Pero sin duda esta no será la única visita que realicemos a los Valles Pasiegos porque son un destino turístico ideal para disfrutar de la tranquilidad de la naturaleza y de un paisaje único y sorprendente.

Además, esta zona de Cantabria desprende vida con sus valles siempre verdes, sus paisajes relajantes, su rica gastronomía y sus hermosas cabañas pasiegas… es realmente un placer para los sentidos.

Y una de las mejores formas de conocer el Valle del Pas es recorrerlo en bicicleta, para ello, hemos elegido la Vía Verde del Pas.

Ruta cicloturística Vía Verde del Pas:

Vía Verde del Pas, Cantabria

Vía Verde del Pas

Esta senda verde discurre por el antiguo trazado del ferrocarril que unía los municipios santanderinos entre Astillero y Ontaneda con la costa cantábrica. Es un recorrido de unos 34 kms entre verdes praderías pasiegas, bosques caducifolios y pequeñas explotaciones ganaderas, acompañados en buena parte del recorrido por el río Pas.

Como no siempre podemos llevar las bicicletas con nosotros, decidimos alquilarlas, para ello nos pusimos en contacto con Cantabrian Way, una pequeña empresa familiar que ofrece actividades en Cantabria para disfrutar de este paraíso natural, bien con rutas senderistas, travesías, ascensiones a cumbres, o bien, con el alquiler y transporte de bicicletas de montaña y de paseo.

La senda verde completa parte del pueblo de Astillero, a 10 kms de Santander y llega hasta Ontaneda, pasando por el Parque Natural de Cabárceno o los pueblos de Sarón, Penilla, Puente Viesgo y Santiurde de Toranzo.

Vía Verde del Pas, Cantabria

Vía Verde del Pas

Pero desde Cantabrian Way nos recomendaron realizar el trayecto de ida y vuelta desde Puente Viesgo hasta Ontaneda (24kms ida/vuelta), por ser el que mejor se adaptaba a una familia con niños pequeños, ya que discurre en su mayor parte por un camino exclusivo para bicicletas y peatones, y además tiene un alto valor paisajístico.

Fue todo un acierto porque el paseo nos resultó muy agradable y no requiere un gran esfuerzo físico, ya que no tiene apenas desnivel. Además, el camino está asfaltado, por tanto, es idóneo para pasear, patinar, ir en bici, a caballo o desplazarse con un carrito de bebé o una silla de ruedas para personas con movilidad reducida. Lo único que se echa de menos en algunos tramos es una buena señalización de acceso a los pueblos y advertencias de la aproximación a un cruce de carretera, que, aunque no tienen mucho tráfico, siempre suponen un riesgo sobre todo si se va con niños.

Vía Verde del Pas, Cantabria

Vía Verde del Pas

Comenzamos por tanto la ruta cicloturística en el municipio de Puente Viesgo, conocido por las Cuevas del Monte Castillo, donde hay tres cavidades en la roca que albergan arte rupestre y por el Balneario, cuyas aguas mineromedicionales son una referencia en el tratamiento de la salud, el bienestar y la belleza.

Para ello, nos desplazamos hasta el aparcamiento que hay en el Barrio de Puente Viesgo, junto a un puente de madera, cerca de la antigua estación del tren.

A la hora señalada nos esperaba Sergio, de Cantabrian Way, con las bicicletas y las sillas para niños en el punto acordado. Las bicicletas son de primera calidad, muy seguras y fáciles de manejar, de la marca Giant y con el alquiler está incluido el casco y un kit de reparación con cámara de repuesto, bomba hinchadora y herramientas…, aunque es difícil pinchar en la vía de verde, ya que está asfaltada, pero nunca está de más prevenir.

Vía Verde del Pas, Cantabria

Acueducto (Santiurde de Toranzo)

Iniciamos la senda junto al puente de madera por un carril asfaltado exclusivo para bicicletas y caminantes, dejando a la derecha el río Pas.

Un poco más adelante hay un parque infantil donde los niños pueden correr un rato, para luego reanudar la marcha hacia el pueblo de Penilla De Toranzo, donde está la fábrica de Nestlé y donde los más golosos pueden comprar chocolate.

Cruzaremos la carretera CA-600 en Iruz, dejando a nuestras espaldas la Torre Medieval del Santuario de Nuestra Señora del Soto. Solo unas pedaladas más adelante nos encontramos con un puente peatonal que nos permite salvar el Arroyo de la Plata.

En breve, pasaremos junto a la Iglesia de Villasevil donde hay un nuevo cruce de carretera, por tanto, precaución.

Vía Verde del Pas, Cantabria

Puente de hierro

Durante el trayecto veremos numerosos animales domésticos como caballos, vacas, ovejas, burros, gallinas, cerdos… y otros menos domésticos como jabalís, que hacen la ruta más amena para los niños.

Recorridos unos metros más, encontraremos una bonita área de descanso, donde unos arcos pétreos nos muestran un antiguo acueducto que portaba agua en la localidad de Santiurde de Toranzo y donde podemos hacer un merecido descanso.

Continuaremos el recorrido hasta alcanzar un puente de hierro singular, ya que tiene travesaños de madera para permitir atravesar el río Pas y está acondicionado para el paso de peatones, ciclistas y vehículos ligeros, por tanto, en este tramo podemos coincidir con algún vehículo, pero está poco transitado.

Vía Verde del Pas, Cantabria

Parque de Alceda

A partir de aquí, entramos en un circuito cerrado, exclusivo para ciclistas que une San Vicente de Toranzo con el Parque de Alceda. En el primer tramo hay un área recreativa y luego el trayecto discurre paralelo al río Pas pasando por Ontaneda y finalizando en el parque natural de Alceda a orillas, del ya nombrado, río Pas.

Desde aquí, solo queda emprender el regreso por el mismo camino, que al ser cuesta abajo, lo realizaremos más rápido. Pero antes de regresar decidimos tomar un rico helado artesanal en Ontaneda para reponer fuerzas.

Senda de los Pescadores:

Vía Verde del Pas, Cantabria

Río Pas

Una vez en el inicio de la ruta, donde Sergio nos recoge las bicicletas, decidimos dar un paseo por Puente Viesgo y descubrimos un bonito sendero, llamado la “Senda de los Pescadores”, se denomina así porque es el camino utilizado para la pesca del salmón.

Esta senda parte del margen izquierdo del río Pas, junto al puente de madera ya mencionado.

Vía Verde del Pas, Cantabria

Río Pas

Por tanto, hay que atravesar la pasarela y unos pasos más adelante hay un sendero empedrado que nos introduce en una zona arbolada, junto al cauce del río, que nos adentra en un desfiladero con preciosas formaciones que se han ido creando por caudal del río Pas a su paso por el municipio de Puente Viesgo.

Es un recorrido corto, que sólo lleva unos minutos, pero que merece la pena.

Sin duda, fue un día inolvidable que nos permitió disfrutar en familia de Cantabria con sus bellos paisajes, su rica gastronomía y sus agradables gentes. Una experiencia para repetir. ¿Y vosotros? ¿Os animáis a recorrer el Valle del Pas en bicicleta?

 Este post contiene una reseña patrocinada por Cantabrian Way.

Nuestras opiniones coincidan plenamente con las descritas en el artículo en función de la experiencia vivida.

Galería de fotos:

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

Track de la ruta obtenido de Wikiloc:

Powered by Wikiloc

Sobre nosotros Ana Elvira Picado

Bienvenidos al blog de Ana, Manuel, Pablo Y Daniel. Somos una familia viajera, que a raíz del nacimiento de nuestros dos hijos hemos tenido que adaptar nuestras salidas a los más pequeños de la casa. Pero nunca hemos renunciado a la pasión por viajar, ya que pensamos que es una forma apasionante y diferente de educar a nuestros hijos, aportándoles valores tan esenciales como el amor por la naturaleza, la libertad, la igualdad y el respeto por todo lo que les rodea. Con este blog pretendemos aportar nuestras experiencias, ideas y consejos para que os sean de ayuda y os permitan disfrutar en familia de algo tan maravilloso, como es viajar.

Deja un comentario