FERMOSELLE CON NIÑOS: el corazón de Los Arribes zamoranos

Fermoselle, Parque Natural de Arribes del Duero, Zamora

Fermoselle – Mirador Castillo de Doña Urraca

Fermoselle es el enclave natural más importante de Los Arribes del Duero zamoranos. Desde sus miradores y senderos se pueden apreciar los cañones fluviales que con el paso del tiempo han sido moldeados por el río Duero. Abruptos acantilados, cultivos en terrazas y grandes penillanuras configuran un paisaje único.

Fermoselle, Parque Natural de Arribes del Duero, Zamora

Fermoselle se caracteriza por los cañones que el río Duero y sus afluentes han tallado en este enclave zamorano. El pastoreo y la agricultura han sido el medio de sustento que se ha transmitido de generación en generación hasta la actualidad, dando lugar, al paisaje que ahora conocemos. Huertos y cortinas delimitados por muros de piedra que son seña de identidad del Parque Natural de Arribes del Duero. Así como, la rotulación de las tierras marginales, ganando terreno a los bosques. De forma que, en las laderas de las montañas, al abrigo del frío, se crearon terrazas y bancales donde se cultivaban olivos y almendros, pero también trigo y cebada. En la actualidad se utilizan estos medios de cultivo para producir bienes basados en la calidad que no en la cantidad.

En nuestra visita a Fermoselle veremos los usos y costumbres, la arquitectura, la gastronomía y la riqueza natural y etnográfica que se ha heredado con el paso de los años.

Qué ver y qué hacer en Fermoselle:

Callejear por Fermoselle:

Fermoselle, Parque Natural de Arribes del Duero, Zamora

Fermoselle

La villa de Fermoselle tiene el marcado y singular paisaje de Los Arribes, por tanto, invita a calzarse las botas y hacer senderismo. Pero, antes vamos a caminar sin rumbo fijo por las calles empedradas y sinuosas de la localidad. Nos dejaremos sorprender por cada rincón, plaza, mirador, iglesia o ermita de un pueblo que fue declarado Conjunto Histórico-Artístico en 1976.

Sin lugar a dudas, el punto neurálgico es la Plaza mayor. Aquí, se encuentra la Iglesia de estilo románico de Nuestra Señora de la Asunción del s. XVIII, declarada Monumento de Bien de Interés Cultural. Y el Ayuntamiento, en el que tenemos la oficina de turismo donde nos facilitaran toda la información para nuestra estancia y puntos de interés por la zona.

Una de las visitas imprescindibles es subir hasta el Castillo de Doña Urraca. Una fortificación situada en la parte más elevada de la villa y que es un mirador excepcional hacia Los Arribes del Duero. Desde este punto se visualizan correctamente los dos paisajes típicos del Parque Natural de Los Arribes: la penillanura ondulada y los abruptos cañones del río Duero.

Fermoselle, Parque Natural de Arribes del Duero, Zamora

Mirador Castillo de Doña Urraca

Sin abandonar las estrechas y tortuosas calles de Fermoselle iremos en busca de los cinco miradores que esconde la villa. Pasearemos y disfrutaremos de la arquitectura típica de la zona. Observaremos construcciones de granito y puertas de entrada con arcos de medio punto y laberintos de bodegas que se entrelazan a nuestros pies. Uno de los miradores más emblemáticos dentro del pueblo, con permiso de la atalaya del Castillo, es el Mirador del Torrejón o de Torojón. Desde aquí, tendremos una vista panorámica de los enclaves más importantes, como la Plaza mayor, la Torre del Reloj, el Castillo y los meandros de Los Arribes zamoranos y portugueses.

Otro punto importante que no debéis perderos, sobre todo si vais con niños, es la Casa del Parque de Arribes del Duero, ubicada en el Convento de San Francisco. En este centro de interpretación recibiréis información sobre rutas de senderismo, flora, fauna, hábitats naturales… así como la posibilidad de experimentar con paneles interactivos, juegos, audiovisuales y un jardín interpretativo para conocer mejor la zona en la que nos encontramos. (precio 2019- entrada: 1€, reducida: 0.50 € y menores 7 años: gratis).

Senderismo: «Mirador de las Escaleras»

Fermoselle, Parque Natural de Arribes del Duero, Zamora

Vistas mirador de la Ermita de Santa Cruz

Fermoselle cuenta con 9 senderos balizados de distinta dificultad y longitud. Nosotros elegimos uno sencillo, pero muy bonito: “El Mirador de las Escaleras” desde el “Mirador de la Ermita de Santa Cruz”.

El Sendero del Mirador de las Escaleras tiene una longitud de 6.6 kms si los iniciamos en la Casa del Parque. Pero, nosotros fuimos en coche hasta la Ermita de Santa Cruz que se encuentra de 2.6 kms de la villa. Junto a la capilla tenemos un amplio aparcamiento y un mirador hacia las laderas del río Duero con sus tierras fértiles para el cultivo de viñas, almendros y olivos.

Retrocedemos a pie, unos 100 m, hasta alcanzar la bifurcación donde tomamos el ramal de la izquierda. Seguiremos la señal: “camino de las eras – mirador – sendero del río – casita de los carabineros”. La ruta no tiene pérdida, está correctamente señalizada. En los cruces de caminos las marcas blancas y amarillas nos indican la dirección correcta a tomar hacia el mirador.

Dejaremos la Senda del Río a la izquierda, catalogada como de dificultad alta y continuaremos unos metros más por la pista. Debemos ir atentos en este tramo, porque en una roca de grandes dimensiones veremos pintado en rojo la señal de inicio del sendero hacia el mirador. –Es la única parte de la ruta que puede inducir a error-.

Fermoselle, Parque Natural de Arribes del Duero, Zamora

Vistas Mirador de las Escaleras

Bordeamos la piedra por la izquierda y subimos por una senda estrecha hasta las ruinas del edificio de la casa de los carabineros. Unos pasos más adelante tenemos el Mirador de Las Escaleras. Desde aquí, podremos observar las suaves laderas del río Duero, en el que unos kilómetros más abajo, desemboca el río Tormes. Así como, los meandros caprichosos encajonados en verticales cañones fluviales y que marcan la frontera entre España y Portugal. Antiguamente este era un punto de paso de personas y mercancías entre Bemposta y Fermoselle, motivo por el cual, hay restos de edificaciones de puestos de vigilancia.

El Mirador de Las Escaleras desde la Ermita de Santa Cruz es una ruta, de apenas 1.5 kms, que permite observar y conocer en profundidad la flora, la fauna y la orografía de Los Arribes. Es un paseo muy agradable, no os lo perdáis 😉.

Galería de fotos:

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

Vídeo:

Track de la ruta:

Powered by Wikiloc

Perfil MIDE (*):

Fermoselle, Parque Natural de Arribes del Duero, Zamora

Sígueme

Deja un comentario


Looking for Something?