Ventajas de alquilar una casa rural en verano

Entrada patrocinada
Ventajas de alquilar una casa rural

Las vacaciones de este verano serán distintas a la de cualquier año anterior. La pandemia del nuevo coronavirus ha alterado todos nuestros planes, y también debemos adaptarnos a la hora de planificar nuestros próximos viajes. Así, es muy probable que sea difícil viajar al extranjero y, desde luego, es menos conveniente que nunca hacer viajes a lugares muy masificados.

Por eso, una de las mejores opciones esta temporada de verano puede ser alquilar una casa en un entorno rural, donde siempre va a ser más sencilla mantener la necesaria distancia social. Una casa rural en un entorno natural te asegura que tú y los tuyos podáis disfrutar de largos paseos prácticamente solos. Hacerlo en verano tiene otra ventaja indudable: estas casas suelen estar en entornos naturales o montañosos más frescos.  Además, si buscas una casa rural en España estarás contribuyendo a relanzar la economía del país, que necesita más que nunca del impulso de todos nosotros.

Lugares ideales en España para disfrutar de una casa rural hay varios, pero uno de ellos es, sin lugar a dudas, Cantabria. Esta comunidad autónoma ha sido una de las que mejor ha resistido el impacto del coronavirus. Además, dispone de decenas de casas rurales ideales para pasar unos días en familia, como las que puedes ver  en esta web. Hay casas rurales en Cantabria para todos los gustos, desde las que podrás planear tus escapadas para disfrutar de sus límpidas playas o de los fantásticos parques naturales de la región.

¿Qué ver en Cantabria?

Cantabria es un destino ideal para unos días de escapada rural. Ten en cuenta que es una región relativamente pequeña (unos 5.000 kilómetros cuadrados) en la que, estando en la montaña, puedes estar a la vez muy cerca de la playa. De esta forma, tienes a tu alcance muchas opciones para relajarte, siempre en un entorno natural privilegiado.

En unas distancias relativamente pequeñas, tienes a tu disposición el mar cantábrico, los escarpados acantilados de la costa, verdes valles y una cordillera que incluye el paraíso natural de los Picos de Europa. Aquí vamos a darte tan solo unas pocas sugerencias de lo que puedes hacer si pasas unos días en una casa rural en Cantabria:

– Puedes acercarte a Fontibre, un pequeño pueblito al que merece la pena acercarse para ver las primeras aguas del Ebro, el río más largo y caudaloso de España. Muy cerca está el Parque Natural de los Collados del Asón, un enclave perfecto para los senderistas, los escaladores, los espeleólogos y los piragüistas.

– En el límite con Asturias os esperan los Picos de Europa, uno de los parques nacionales más visitados de España. Tiene cimas superiores a los 2.500 metros, y a la vez apenas dista 15 kilómetros del mar. Además, alberga una riquísima fauna autóctona, con especies como el urogallo, el buitre leonado, el rebeco y, por encima de todos, el poderoso oso pardo.

– La cueva de Altamira está considerada la «Capilla Sixtina del arte rupestre», pero sólo admite cinco visitantes cada semana. Para compensarlo, se creó una réplica a pocos metros de la original, con material de sobra para convertirse en un experto en arte rupestre paleolítico

– Por último, no podemos dejar de recomendarte algunos pueblos: los costeros, como San Vicente de la Barquera, Santillana del Mar o Comillas (ambos magníficamente conservados), o los de interior, como Potes, la villa de los puentes, donde confluyen los cuatro valles del Liébana.

En definitiva, este verano sobran razones para una escapada rural a Cantabria.

Sígueme
Entrada patrocinada

Deja un comentario


Looking for Something?